Cómo elegir una flejadora eléctrica para la empresa

Cómo elegir una flejadora eléctrica para la empresa

Cómo elegir una flejadora idónea para la empresa es algo que muchas empresas buscan. En este sentido, una flejadora no es otra cosa que una máquina que lo que hace es encargarse del embalaje de las mercancías, pues es la que hace la realización de manera automática de la tarea de flejado.

Esta clase de máquinas, siempre destacan por la gran facilidad para adaptarse a cualquier clase de bulto y de forma, aunque por lo general se usa para el embalaje de cajas y de palets. El flejar los palets ha pasado a ser un proceso obligado para evitar los contratiempos en el transporte.

Elección de la mejor flejadora para tu empresa

Hay muchos tipos de flejadoras que se adaptan a cada clase de fleje y del ritmo que se desea, lo que hace que la decisión de flejadora para la empresa va a depender de las características que necesites.

En cuanto a la velocidad del fleje que es el ritmo que tiene que llevar la máquina cuando se fleja la mercancía, dependiendo esto del nivel de automatización que tiene que tener la flejadora. En el caso del tensor y las pinzas son para flejar y de la flejadora mabual hablamos de herramientas que cuentan con una velocidad de flejado de gran lentitud.

Pensemos que la flejadora de tipo manual automática y la flejadora semiautomática lo que hacen es acelerar el proceso y hacen entre dos y tres flejados al minuto, donde consiguen del orden de 180 flejados por hora.

Se puede seleccionar la mejor flejadora para la empresa dependiendo del nivel de automatización. Hablamos de que la herramienta que tiene menor automatización es el tensor y las pinzas para flejar, lo que es totalmente manual.

La que le sigue con menos automatización es la flejadora manual, que es una máquina que mejora a la anterior, pues reúne en una única herramienta el tense, cierre y corte del fleje, La distancia entre las distintas flejadoras manuales solo es la compatibilidad con el tipo y grosor de flejes y el peso de la máquina. El trabajo se hace manual y la rapidez del proceso va a depender de cada trabajador.

Otra que tiene buen nivel de automatización es a denominada flejadora manual automática, que es automática pero su uso es manual. Con esto queremos decir que el tensado del fleje va a ser automático y que funciona con una batería, sin que el operador deba de mover ninguna palanca. Es de las que mayor versatilidad tiene, pues se van a poder seleccionar distintos programas.

Están luego las flejadoras semiautomáticas, que al final son las que tienen una automatización mayor, la cual por lo general tiene forma de mesa y es donde se encuentran los paquetes, cajas y la máquina que los rodea con el fleje en cuestión.

Eso sí, también hay algunas que se destinan al flejado de los palets. Para terminar en este sentido, no podemos dejar de hablar de la flejadora automática, quecomo nos dicen los especialistas de bvpack.es es similar a la semiautomática, pero que tiene un arco que rodea los paquetes o palets para que se pueda colocar el fleje de forma rápida. Una máquina que es ideal para que se haga el embalaje en serie, pues puede hacer hasta setenta embalajes por minuto.

Evidentemente, de los puntos de mayor importancia cuando se elige flejadora es el presupuesto que tenemos. Normalmente, las flejadoras de tipo manual son las que tienen un precio más reducido, después están las manuales automáticas y finalizamos con las semiautomáticas. Aquí es donde tiene gran importancia el detenerse y pensar si se debe valorar el ahorro a nivel de dinero o de tiempo.

Lo mejor en el caso de que precises de mayor información sobre las flejadoras o de cuál puede ser la flejadora perfecta dependiendo de tu empresa, es hablar con especialistas o mirar en Internet las opiniones que han tenido los usuarios en este sentido, pues te pueden acompañar a la hora de desentrañar cuál es la que puede ser más conveniente para ti.

Como es lógico, el mercado es bastante grande y no siempre es sencillo tener una elección adecuada, pero no debemos olvidar que siempre hay que tener en mente lo importante que es tener una valoración meditada, pues muchas veces se elige basándose solo en el precio y no se tiene en cuenta la calidad de realización de la maquinaria o las opiniones que tienen los usuarios que la utilizan.

Teniendo todo esto claro, seguro que vas a estar más cerca de realizar una elección realmente adecuada a lo que necesitas.